Mi Talón de Aquiles

Antes de comenzar con mi historia, me presento para hacer mas fácil la compresión de mi lucha contra la lesión ( mal de haglund, con bursitis ). Soy un chico de 33 años, soy de complexión ancha, mido 168 cm y peso alrededor de 80 kg.

Soy bombero de profesión desde los 23 años, llevo practicando deporte toda mi vida, es mi forma de vida y mi hobby. He practicado varios deportes en distintas fases de mi vida, como fútbol sala, mtb, ciclismo, senderismo, esquí… pero realmente el deporte que mas me gusta y con el que consigo mejores sensaciones es con el running, a pesar que de mi físico no es el mas optimo para ello, no se me da mal del todo a nivel popular claro esta (podía rodar en menos de 4’/km).

Comienzo con la narración de la tortura de mi lesión, no puedo decir un dií exacto en la que pueda decir estoy lesionado, pero recuerdo que en mayo del 2009, fue cuando decidí, tras varios meses o incluso años, infórmame de que me estaba pasando.

Los síntomas que tenían eran principalmente por la mañana al levantarme me costaba mucho caminar, conforme iba pasando las horas me encontraba mejor. También cuando corría me molestaba con mayor agudeza pero si el ritmo no era fuerte podía soportarlo, aunque luego por la noche apenas podía caminar. Los que practicáis deporte comprenderéis que el vicio al deporte hace que no quieras ni puedas parar a pesar de las molestias o dolores.

Pues en ese mes de mayo fue cuando le digo a un amigo cirujano que tenia ese problema y me comento que si quería que me viera un trauma amigo suyo de su hospital.Total que así lo hago fui a verlo, me hicieron unas radiografías y el su diagnostico fue tienes un MAL DE HAGLUND, una deformidad, que se produce por una calcificación.

Recomendación de este trauma, esto es algo que tienes que convivir de por vida con ello, no te recomiendo la operación porque eres un chico joven y fuerte, y la tensión que ejerce el tendón de Aquiles es muy grande y tener que despegarlo y luego que se quede bien, el proceso sería muy lento. Total me dice que no corra, y que cambie de deportes que tengan impacto, que practique la natación, ciclismo y pesas.

También me mando una talonera de silicona (que luego mi podólogo Jose Antonio, me dijo su mal uso )

En ese momento yo tenia 29 años, y mi estado físico era mas o menos bueno, aunque en comparación con años atrás no estaba tan fino digamos como años atrás, porque la lesión no me dejaba practicar entrenamientos de calidad, hacia deporte pero para matar el gusanillo.

Total después de la visita a este trauma donde me vieron dos especialistas, salí hundido de allí, porque vi que no podría practicar el deporte que mejores sensaciones me deja, pues en un principio seguí las recomendaciones con la compra de la talonera, y deje de correr y seguía nadando y practicando mas el mtb.

Pero trascurrido un tiempo volví a empezar a correr, poco a poco, buscando mejores sensaciones pero nada, como meses atrás no mejoraba sino que cada vez el dolor en el talón era mayor, pero con un necio no hay quien pueda, pues seguí otro par de años más.

En octubre del 2011 llego mi cabeza hasta donde podía llegar tras una media maratón alpina que hay en mi pueblo, y tras varias intervenciones largas en mi trabajo ( un incendio forestal de horas, algún que otro accidente de trafico mas complicado … ) fue cuando me di cuenta que no podía seguir asi, no podía apenas andar con normalidad ni mucho menos estar de pie varias horas, imaginar el roce de una bota de intervención de bombero de caña alta varias horas rozando en el tendón, terminaba con ganas de llorar.

En este momento fue cuando decidí tomar cartas en el asunto, fui a visitar a varios traumas deportivos para ver que solución me daban, uno de ellos me aconsejo probar con la EPI, otros dos que pasara por el quirófano que tampoco era la operación tan complicada ni tan lenta para recuperar. Total que yo en esa época estaba muy desesperado porque llevaba muchos años de sufrimiento tanto físico pero principalmente psicológico estaba hundido porque me veía mermado toda mi vida para trabajar y para poder hacer mi vida con normalidad, porque me afectaba hasta el punto de que si estaba por ejemplo un dia de boda, cuando llegaba a casa no podía andar ni tan siquiera sin dolor

Mientras me llamaban para operarme, fui a ver un podólogo en Alicante que tiene muy buena reputación, fui para que hacerme un estudio de la pisada y esplicarle que había decido operarme, pues este me dijo que tenia una pisada normal que no necesitaba plantillas que me operara y que seguro que las molestias mejorarían

Pues al final el 25 de enero del 2011 pase por el quirófano, el trauma creo que me dijo que me quitaría la bursitis que era lo que realmente me producía el dolor y también la calcificación la limpiaría y que me pondría factores de crecimiento para que me recuperara antes. Esta operación fue por la SS por que la mutua de mi trabajo decía que era una lesión que yo arrastraba de años atrás y que no se hacían responsables.

Pues yo tenia especial ganas en recuperarme y quería o entendia que los factores de crecimiento serian fundamentales para la recuperación pues el trauma cuando me opero no me los aplico al final no se el motivo me dijo que eso lo haríamos después, pues ya empecé yo a tener malas sensaciones, también me mandaron unas radiografías a las semanas de operarme para ver como se había quedado, pues resulta que también aparecían las calcificaciones algo menos pero estaban, otra vez mas desilusión.

A los tres meses de operarme estaba caminando mas o menos con normalidad pero aun con molestias empecé a trabajar, sensaciones malas la verdad pero claro llevaba poco tiempo operado y tenia que darle tiempo al tiempo. En esta fase fui a la medico rehabilatora y esta fue quien me abrió los ojos por primera vez, estaba ya que me iba de la consulta cuando le digo pues me han dicho que tengo una pisada normal que supino un poco pero que no necesito plantillas. Solo con verme el pie me dice tu tienes el pie cavo, tienes los dedos de los pies en garra, esta curva, ,, Y yo por primera vez en 31 años que me dicen esto, pero empiezo a ver la luz del túnel. Ella me dice te voy a mandar hacer unas plantillas que ya veras el resultado.

Total que me hago las plantillas y empiezo a intentar a correr y mejoro la verdad q los primeros días iba mejor pero claro estas plantillas como luego comprendi eran demasiado blandas para un tio de 80 kg, eso era mantequilla para mi peso, las deformaba al pisar.

En enero de 2013, seguían las molestias cierto es que menos que antes de la operación pero aun seguían, decido darme un tratamiento de ondas de choque de 5 sesiones, para quitar la calcificación del talón, porque yo tenia mi manía de que no mejoraba del todo por tener la calcificación aun, hoy día no se si esta porque no me hecho ninguna radiografía después.

Como no terminaba de mejorar y en los tiempos que estamos internet es el medio que utilizamos para informarnos, documentarnos… en un foro de atletismo di con JOSE ANTONIO DE “CENTRO PODOLOGIA AQUILES”, y nada mas ver una de sus opiniones en este foro, le comenté mi situación y muy amable me explicó todos sus conocimentos.

Por suerte para mi es de Granada, yo soy de Murcia, pero tengo familia por allí y también como he dicho antes soy muy aficionado al esquí, y le comento que estaba interesado en que me viera personalmente para ver que podíamos hacer, el lo tenia claro desde un principio, no dudo en ningún momento en lo que tenia y cuales los pasos a seguir.

En marzo del 2013, me organizo para ir, le llevo todos mis documentos y las plantillas que tenia en ese momento que yo creía que eran mano de santo, solo con verlas me dice que me las habían realizado por la SS, y me las dobla como un chicle jeje y yo en ese momento me quedo sorprendio de ver como se doblan, y a partir de ese momento soy paciente de este centro.

Sin duda conocer a Jose Antonio ha sido la mayor luz que he visto en estos años, porque empezamos a trabajar en la misma dirección, aunque lo cierto es que al principio me costo mucho trabajo, porque lo primero que hice fue estar en reposo absoluto varias semanas, mientras estaba tratándome junto al fisío, de fascitis plantar en ambos pies, ganar flexibilidad en la parte trasera gemelos, soleo, ,,

Creo que a las 3 semanas mas o menos de la visita ya tenia las plantillas y fui a recogerlas, y aun recuerdo el momento de ponérmelas, la sensación, y me dice vete a correr unos 10 min y me cuentas, y yo flipando de la buenas sensaciones, raras en principio pero agradables de sentir una pisada firme y estable.

Pues este año ha sido lento pero eficaz siguiendo los pasos de Jose Antonio, he de decir que era el que me preguntaba que como evolucionaba, cosa que es de agradecer y que demuestra que es un profesional que no busca lucrase, y que el paciente se busque la vida una vez que ya tiene sus plantillas.

En Julio de este año según los pasos de Jose Antonio, a unos dos meses de llevar las plantillas, comenze a correr poco a poco y hecho alguna prueba, como la media maratón alpina donde me di cuenta de lo mal que estaba, no importándome el tiempo realizado sino las sensaciones sentidas en el talón, al terminar estaba triste por que no había mejorado el tiempo apenas pero fríamente fue asimilando que lo realmente importante fue que el talón no me molesto. Tambien hize un 10k, en asfalto, que sin apenas haber corrido y no haber hecho ningún entrenamiento de calidad, corrí a 4’12″/km, que para llevar tanto tiempo sin correr para mi esta bastante bien.

Hoy dia tengo unas sensaciones geniales y tengo pensado volver a entrenar no solo en carrera continua, sino poder hacer series para poder volver a correr por debajo de 4’/km .

He de decir que sigo los pasos aun del centro y de mi fisío, a rajatabla con estiramientos sin forzar, hielo, y las plantillas no me las quito ni para dormir, y que creo que la lesión esta casi superada, aunque psicológicamente aun siento miedo porque estado mucho tiempo sufriendo, y es algo que poco a poco voy olvidando.

DESDE AQUÍ DOY GRACIAS A JOSE ANTONIO, PORQUE SIN EL AUN SEGUIRIA LESIONADO